top of page
Buscar
  • Foto del escritorJesús Martínez

FUEGO, HUMO Y ESPUMAS... NADA ES LO QUE PARECE CON ANTONIO GONZALEZ, COCINERO DE LOS TRAMPANTOJOS.

Ganador del premio nacional de ajo morado de las Pedroñeras y galardonado con un broche gastronómico de Castilla la Mancha, este creativo cocinero encabeza la cocina del restaurante IDEAS en Higueruela.


Lo hemos entrevistado luego de su participación en Fitur.


¿Cuándo supiste que te ibas a dedicar a las cocina? Pues yo creo que tendría sobre los catorce años, cuando cocinaba postres y dulces en casa. Pero fue aun mas claro, en el momento que mi hermano me dio trabajo en un negocio de la familia de su mujer que llevaban salones de bodas. Allí trabaje como cocinero, me vi cómodo, útil y valido.

¿De donde viene la creatividad para tus platos? La creatividad es social y cultural, puedes inspirarte de un libro, del cine, de un teatro, etc. Yo siempre digo que la creatividad es social, según nuestro oferta gastronómica que es basada en trampantojos es muy importante tener en cuenta la opinión de los demás, escuchar "este plato parece tal cosa" pues nos da inspiración para trabajarlo como un trampantojo.


¿Tienes algún referente en el arte que te inspire?

Para mi Dali siempre ha sido un referente, sobre todo por una frase suya que dice: "la personalidad es inevitable". No me molesta que me copien, todo lo contrario. Me enriquece que la gente se fije en mi trabajo porque eso me motiva a seguir creando más trampantojos.

¿Qué se necesita para ser jefe de cocina de un restaurante creativo? La palabra clave es "PERSERVERANCIA", cuando quieres y estas convencido que lo haces bien te mantienes constante para ir a más, siendo muy autocritico. También es importante no rendirse nunca y estar a gusto con lo que haces. ¿Tienes algo pensado algo para Madrid Fusión?

Este año, como embajador del ajo morado de las Pedroñeras y broche gastronómico de Castilla la Mancha prefiero centrarme en representar estos dos galardones, darle la importancia que requieren y seguir haciendo un buen trabajo en nuestro restaurante para seguir mereciendo estos méritos. ¿Cómo logras que en un pueblo tan pequeño entiendan tu cocina? Ha sido un trabajo largo, de nueve años introduciendo poco a poco a nuestra carta los trampantojos que al principio no eran tan entendidos como ahora. Para nosotros este método de trabajo es una filosofía que entendemos como la importancia de interpretar lo tradicional.



Entradas Recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page